Día de la Fuerza Aérea Argentina

Por Andrés Rangugni, Mauricio Chiofalo y Esteban Brea

El pasado viernes 16 de agosto tuvo lugar la ceremonia central conmemorando la creación de la Fuerza Aérea Argentina (FAA), habitualmente la misma tiene lugar el día 10 de agosto de cada año, pero debido a la proximidad con las elecciones primarias abiertas simultáneas y obligatorias debió desplazarse a esta jornada. La misma estuvo presidida por el Ministro de Defensa, Ing. Agustín Rossi, por el Jefe de Estado Mayor General de la Fuerza Aérea (JEMGFAA), Brigadier Mayor D. Mario Miguel Callejo, junto con altas autoridades nacionales, militares e invitados especiales. Esta se desarrolló en la Base Aérea Militar Morón y tuvo su inicio en el mediodía de dicha jornada con el arribo de autoridades en el Mi-171E (H-94).

Seguidamente las autoridades procedieron a revistar a los efectivos formados en la plataforma desde un AM HMMWV M1097A2 Hummer. Luego el Ministro procedió a saludar a la agrupación, tras lo cual se entonaron las estrofas del Himno Nacional que fue ejecutado por la Banda de Música y Guerra de la FAA, esto fue seguido por una invocación religiosa. El momento más emotivo de la ceremonia tuvo lugar en el toque de silencio en recordación a los caídos de la institución durante el conflicto del Atlántico Sur, como así también para todo el personal de la FAA fallecido, allí una escuadrilla de compuesta por un IAI M-5 Finger, un Dagger B y el A-4AR (C-932) realizaron un pasaje en formación de hombre caído.

DSC_0028 copia

El JEMGFAA y el Ministro de Defensa revistando al personal formado.

Posteriormente se procedió a efectuar la entrega de medallas por los 50 años de servicio al personal civil de la FAA, concluyendo esto con una diana de gloria.

Tras esto el Brigadier Callejo hizo uso de la palabra, en lo más importante de su alocución destacó que, “esta celebración brinda el marco adecuado para comentar el estado de concreción de los proyectos que se van sumando gracias el hecho de haber mantenido durante años una política constante en base a la misión de nuestra institución, en cuanto a la responsabilidad primordial conferida a la Fuerza Aérea Argentina, cual es la defensa aeroespacial integral del espacio aéreo de la soberanía nacional, en el año 2004 el Poder Ejecutivo nacional mediante el decreto 1407, firmado por el presidente Néstor Kirchner, se desarrolló el programa Sistema Nacional de Vigilancia y Control Aeroespacial SINVICA cuyo objetivo es coordinar las acciones llevadas a cabo en el pasado y orientar las decisiones del futuro empleando activamente los desarrollos de ciencia y tecnología nacionales reteniendo así en el país el conocimiento y mano de obra en la fabricación de equipamiento para defensa y la seguridad aérea con altísimo valor agregado. En tal sentido es dable recordar que iniciamos el milenio con un 10 % de cobertura de radares secundarios para asistencia a la detección aérea y finalizaremos el 2013 con una cobertura superior al 90 % del espacio controlado en ruta de jurisdicción nacional. Prevemos iniciar durante la próxima campaña la instalación de un radar secundario en la Base Marambio para incrementar el soporte a las operaciones que allí se ejecutan. Esto es fruto de la concreción de los contratos con la empresa INVAP Sociedad del Estado para la fabricación y recuperación de 22 unidades de radares secundario monopulso argentino que se encuentra funcionando en estado operativo en la estaciones de Bariloche, Córdoba, Neuquén, Quilmes, Santa Rosa, Bahía Blanca, La Rioja, San Luis, Salta, Tucumán, Sáenz Peña, Corrientes, Posadas, Comodoro Rivadavia, Pehuajó, Río Gallegos, Esquel y Puerto Madryn. Mientras que en el último trimestre del año en curso y principio del 2014 se prevé la instalación y puesta en servicio de las estaciones de Malargüe, San Julián y Ushuaia, finalizando en esta forma los contratos suscriptos. Con respecto a los radares primarios destinados al control y vigilancia aeroespacial, el programa radar primario argentino es desarrollado por la Fuerza conjuntamente con la empresa INVAP actualmente se encuentra vigente los contratos de fabricación, un prototipo instalado en esta Base Aérea que podemos observar a nuestro frente y series de seis unidades, el primer radar de serie se encuentra instalado en Bariloche realizando las pruebas funcionales finales antes de ser ubicado en Las Lomitas provincia de Formosa, la concreción de estos contratos nos permitirán que en el tramo 2013-2016 dar cobertura al noreste argentino en consonancia a lo determinado en el Decreto 1407 del SINVICA y dentro de la programación del mismo comenzar los estudios para la instalación de los radares primarios que permitan el control aeroespacial del litoral marítimo y el Atlántico Sur lo que permitirá incrementar no solo la vigilancia sobre el aeroespacio, sino que también proyectarse hacia la Antártida y del Atlántico Sur brindando soporte a la navegación aérea y a los sistemas de búsqueda y rescate. Así mismo se comenzó con la modernización y actualización de nuestros nobles radares móviles TPS-43, también con la empresa INVAP, en estos momentos el primer radar se encuentra en Bariloche en pruebas funcionales, esta modernización incluye recambio de piezas y sensores vitales como de las antenas como así también etapas extractoras totalmente digitales y con protocolos de información totalmente compatibles con la red de control y satélites. Continúa la evaluación para incorporar un Sistema de Armas de transición de características supersónicas y operación todo tiempo que permita el completamiento de las capacidades del programa SINVICA.

Actualmente continúa en operaciones la Fuerza de tareas Conjuntas Fortín 2 con el Ejército Argentino y en coordinación con las Fuerzas de Seguridad para el incremento de la vigilancia y control del espacio aéreo en la zona norte de nuestro país desde Santiago del Estero donde tiene su asiento. Participa del despliegue en la estación principal un Radar de Alcance Medio Experimental proporcionado por INVAP sumado a las estaciones fijas de Resistencia y Posadas con radares Bendix FPS-100 y el despliegue secuencial de los sistemas de armas de combate de las diversas unidades de la Fuerza. Al respecto esperamos a fin de año conformar un Escuadrón con el Sistema de Armas Embraer 312 Tucano que esté afectado en forma permanente pudiendo operar 24 horas en la zona norte aprovechando la versatilidad y el reducido apoyo técnico que necesita este avión pudiendo de esta manera emprender la cobertura aérea de nuestro territorio.

DSC_0047 copia

Formación de hombre caido, en esta oportunidad fue realizada por dos Mirage y un A-4AR.

Tal como lo expresamos en ese tiempo promovemos desde la Fuerza la Creación del Comando Aeroespacial de Defensa dependiente del Comando Operacional Conjunto, esto obedece a una estrategia necesaria para efectivizar una estructura eficaz de vigilancia y control aéreo aeroespacial que trabaje en forma permanente las 24 horas. Con la ventaja de que esa misma estructura  pase sin solución de continuidad de la paz a una situación de crisis como manejar  zonas o sectores de defensa sin despliegues significativos de medios adicionales, satisfacer requerimientos virtuales tanto como cumbres presidenciales o eventos importantes, la cantidad de sensores a instalar declarados en corto tiempo sumado a que la mayoría funcione con muy poco personal de mantenimiento con monitoreo remoto  e información en tiempo real  más el avance de las comunicaciones y la informática hace que se pueda lograr un efectivo comando y control permanente en forma sistémica particularmente en un área de vigilancia.

Referido a nuestro órgano superior, el Ministerio de Defensa con todas las Secretarías y órganos asesores, ha instalado decididamente un nuevo estándar en la política de defensa destinada a aumentar el protagonismo de las Fuerzas Armadas y su definitiva integración con la sociedad argentina. La reciente creación la Secretaría de Ciencias y Tecnología y Producción para la Defensa y la Secretaría de Coordinación Militar y Asistencia de Emergencias configura las condiciones técnicas para potenciar estos aspectos y recuperar las empresas, fábricas, talleres y astilleros de las Fuerzas Armadas que otrora fueron destinados a la privatización y que la mayoría fueron mermando su producción e incluso algunos de ellos cerraron sus puertas. En cuanto a la ciencia y tecnología y la producción para la defensa la Fuerza Aérea a través de la Dirección General de Investigación y Desarrollo se han plasmado durante años diferentes proyectos con presupuestos propios, con aportes de diversas universidades que han posibilitado conocimiento y tecnología de avanzada en elementos para la defensa y sistemas operativos. La Fuerza Aérea se encuentra trabajando en la incorporación de la capacidad de operación de vehículos no tripulados UAV, en este aspecto, la formación de recursos humanos constituye la prioridad y nos encontramos en un proceso de abrir una especialidad destinada a esta nueva categoría de avanzada.

Enumero los proyectos de investigación y desarrollo encarados a través del Ministerio de Defensa, que su concreción permitiría contar en un futuro próximo con una aeronave no tripulada de fabricación nacional, en este aspecto en los proyectos comunes comprometemos todo nuestro esfuerzo en círculos militares de defensa en la investigación y producción para defensa, sin duda en esta nueva etapa contamos con el aporte de la Fábrica Argentina de Aviones Brigadier General San Martín FAdeA y abundando acontecimientos auspiciosos vinculados con el material aéreo debo citar también la entrega al Grupo 4 de Caza Bombardero, perteneciente a la IV Brigada Aérea con asiento en Mendoza, del cuarto IA-63 Pampa con el nuevo motor Honeywell. La remotorización de las aeronaves faltantes la realiza FAdeA donde además se progresa en el proyecto de incorporación de dos pantallas digitales en el panel de instrumentos del entrenador, este equipamiento integra el proyecto IA-63 Pampa III, el prototipo será presentado en octubre de este año cuando se conmemore el 86 aniversario de la fábrica. Asimismo se está trabajando en la concreción del proyecto de aeronave de entrenamiento básico IA-73 UNASUR I que sumado a las capacidades de Pampa III se convertirá en la opción ideal para la formación de nuestros pilotos de caza.

Con respecto a la asistencia a la comunidad y emergencia el Comando de Alistamiento y Adiestramiento se encuentra abocado a la planificación y alistamiento de medios y alertas necesarias con la Secretaría de Coordinación Militar en asistencia de emergencias a efectos de programar la utilización de medios aéreos en la conveniencia ante cualquier tipo de emergencia y asistencia a la comunidad.

DSC_0182 copia

Los Mi-171E efectuando su pasaje durante el desfile aéreo.

Con respecto al material aéreo se materializó la renovación de la flota de entrenamiento primario sustentado por nuestros veteranos y queridos B-45 Mentor luego de los cuales se suscribió a un convenio con la empresa Grob de Alemania por la provisión de 10 aeronaves turbopropulsadas, es así que la provisión inicial de Grob 120TP ingresó recientemente al país en un primer lote de cuatro aeronaves que ya se encuentran disponibles para ser aplicadas a las exigencias del curso, esta herramienta educativa de alta evolución tecnológica que se incorpora destinada exclusivamente al proceso de formación de pilotos sin lugar a dudas sustituye importante salto cualitativo y cuantitativo que permitirá optimizar los tiempos del adiestramiento y recuperar el considerable plazo y la operación de los componentes y compuestos de usos aeronáutico, en materia de adiestradores arrastran más de un cuarto de siglo sin usar.

Con respecto a las aeronaves de transporte, se encuentra en avanzada gestación un contrato para la modernización y remoción de obsolescencias del Sistema de Armas C-130 Hercules tratando de mejorar sensiblemente y contar con este medio de transporte pesado y de reabastecimiento en vuelo altamente versátil para las necesidades vigentes de todo el contexto de las Fuerzas Armadas y apoyo a la comunidad. Al respecto la I Brigada Aérea junto con la Dirección del Antártico con el apoyo de las Base Aérea Militar Río Gallegos finalizó con éxito el reabastecimiento de combustible de emergencia a la Base Marambio totalizando 18 vuelos y transportando 150.000 litros de combustible brindando autonomía suficiente hasta la llegada de la campaña de verano del núcleo logístico. Es digno recalcar que el Escuadrón C-130 junto con todo el personal de las bases operó en condiciones marginales con bajísimas temperaturas, con tremendo sacrificio pero con el objetivo superior de lograr el abastecimiento de la base y así posibilitar el funcionamiento y supervivencia de la misma apoyando la tarea antártica científica.

Está programado para la campaña de verano el despliegue en vuelo a Marambio  de los dos helicópteros Mi-17 de fabricación rusa recientemente incorporados, hito histórico para este tipo de material aéreo a efectos de facilitar el abastecimiento y apoyo de todas las bases antárticas aprovechando su gran capacidad de carga interna y externa disponiendo de un medio versátil y probado en temperaturas extremas con capacidad de realizar travesías sin escalas en una eventual evacuación sanitaria hacia el continente.

Producto de  la política de renovación de material y recuperación de las capacidades arribó en el mes de julio una aeronave Lear Jet 35 destinada a promover las capacidades de reconocimiento de señales, que se había perdido con la desprogramación de nuestro veterano Boeing 707. A dicha aeronave en el presente año se le realizarán las modificaciones estructurales necesarias para incorporar los equipos electrónicos pertinentes sin perder la dualidad del empleo como aeronave de transporte y verificadora de señales.

Así mismo en los próximos meses se completará la incorporación de dos helicópteros Bell 412 adquiridos mediante el plan de equipamiento conjunto para operaciones de mantenimiento de paz, responsabilidad del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, destinado a la renovación de la flota de helicópteros bajo mandato de Naciones Unidas en Chipre y Haití. Con respecto luego de casi 20 años de presencia ininterrumpida en Chipre se han volado más de 22.000 horas de helicóptero Bell 212 de nuestra Fuerza Aérea, las únicas aeronaves de este tipo que utiliza Naciones Unidas en esa misión realizada en la isla mediterránea para mantener el tratado y apoyo aéreo. Similar tarea se desempeña  en Haití desde el año 2004 con material Bell 212 sumado a las capacidades del hospital reubicable con asiento en la ciudad de Puerto Príncipe. Prosiguiendo en el área de transporte, promovido por el Ministerio de Defensa, se ha iniciado las coordinaciones a efecto de concretar el traspaso a la Fuerza de tres aeronaves Boeing 737 modelo 500 de la empresa Aerolíneas Argentinas a efectos de reemplazar a nuestros Fokker F-28 con más de 40 años de servicio ininterrumpido, de concretarse esta transacción se mejoraría sensiblemente la capacidad de transporte de pasajeros para necesidades emergentes de las Fuerzas Armadas y de apoyo a vuelos de fomento de Líneas Aéreas del Estado LADE entre las redes troncales para luego combinar con los vuelos de material Saab 340 y Twin Otter hacia los diferentes destinos de la Patagonia argentina. “

Miembro del EMPARFAA desciende con la enseña nacional detrás del line up de IA-63.

Miembro del EMPARFAA desciende con la enseña nacional detrás del line up de IA-63.

Posteriormente el Ministro de Defensa pronunció su discurso, en el cual mencionó que una de sus primeras decisiones fue, “implementar e intensificar el puente aéreo para abastecer de combustible a la Base Marambio”. Por eso, “con la intervención del Estado y el esfuerzo de los soldados que trabajaron en condiciones climáticas adversas, podemos decir que la Antártida está abastecida hasta enero de 2014”. También afirmó que, “Queremos Fuerzas Armadas incluidas en la sociedad y en un proyecto de Nación, integradas fuertemente en los organismos regionales y en la identidad latinoamericana. Acortar las distancias entre las Fuerzas Armadas y la sociedad civil, este es el imperativo histórico que tenemos hoy.”

Posteriormente se dio inicio al dispositivo aéreo que estuvo encabezado por tres A-4AR Fightinghawk (C-916, C-929 y C-932), estos fueron seguidos por un IA-63 Pampa Serie II (E-803) y tres Pampa II (E-816, E-818 y E-820), tras estos hicieron su paso un F-28 Mk.1000 (T-50) y un F-28 Mk.1000C (TC-53), dos Lear Jet 35A (T-25 y VR-24), dos C-130H Hercules (TC-64 y TC-66), un KC-130H (TC-70) y un L-100-30 (TC-100) Hercules, posteriormente se encontraba una escuadrilla de cuatro IA-58 Pucará (A-504, A-524, A-571 y A-582), tres Piper/Chincul PA-A28-236 Dakota (PG-443, PG-446 y PG-450), un Bell 212 (H-89) y los dos Mi-171E (H-94 y H-95).

Esto fue seguido por una breve demostración de dos Grob 120TP (E-501 y E-504).

En Forma posterior la Banda de Música y Guerra fue la encargada de ejecutar un “carrusel de música.”

Luego se desarrolló el dispositivo terrestre, que se inició con el paso de la “Suba Agrupación Banderas”, detrás de ellos se encontraban los veteranos de guerra Malvinas de la FAA. Luego rindieron honores el Jefe de la “Agrupación Fuerza Aérea Argentina”, Com. Juan Pedro Brückner y el  Jefe del Componente Terrestre del Desfile, Com. Horacio Paris. También estuvieron presentes los componentes de las demás Fuerzas Armadas, en este caso los cadetes de la Escuela Naval Militar y el Colegio Militar de la Nación. Luego hicieron su paso los cadetes de la Escuela de Aviación Militar, los aspirantes de la Escuela de Suboficiales de la FAA y del Instituto de Formación Ezeiza, la Escuela Superior de Guerra Aérea, seguidos por efectivos del Cuartel General del Estado Mayor General de la FAA, personal superior y subalternos de distintos organismos alojados en el Edificio Cóndor, de la I Brigada Aérea, Dirección General de Asuntos Antárticos, la VII Brigada Aérea, tras ellos rindieron honores los miembros de los contingentes de paz de la FAA, el personal del Grupo de Operaciones Especiales, del Centro de Vigilancia y Control, del Área de Material Quilmes , del Área Logística Palomar, del Hospital Aeronáutico Central y los alumnos de Centro de Instrucción de Aeronavegantes y Técnicos Aeronáuticos. La parte final del dispositivo terrestre estuvo conformada por distintos vehículos, la Base Aérea Militar Mar del Plata estuvo presente con un AM HMMWV M1097A2 Hummer y camiones Kenworth, el primero con un shelter lanzador de misiles Roland II, otro fue el encargado de trasladar un Oerlikon 20 mm y un Oerlikon de 35 mm, mientras que un tercero hizo lo propio con un Rheinmetall RH-202 de 20 mm. Estos fueron seguidos por el componente motorizado del Grupo 3 de Comunicaciones con asiento en la I Brigada Aérea, el mismo estuvo compuesto por dos camiones Mercedes Benz UNIMOG, que transportaron los medios que integran el Sistema de Comunicación y Procesamiento de la Información que está compuesto por un nodo móvil de comunicaciones con capacidad microondas, enlace satelital, wifi y wimax. Este está concebido para un rápido despliegue y puesta en servicio en tiempo mínimo dando servicio en cualquier punto del territorio nacional. Finalmente pudieron observarse, dos camiones Kenworth “versión grúa” transportando una cabina “Fénix” con equipamiento de conectividad de última generación y con medios de apoyo a vuelos para las bases de despliegues operativos, el primero de ellos con un tráiler en el que se encontraba un mástil reticulado telescópico de 30 m de altura y el segundo con un grupo electrógeno. Finalmente los efectivos de la Banda de Música y Guerra de la FAA rindieron honores a las autoridades.

La ceremonia culminó cuando el Jefe de la BAM Morón informó al Ministro de la finalización del desfile.

Posteriormente se produjo el ingreso a plataforma de los cuatro Grob 120TP para ser presentados públicamente por primera vez, luego lo hicieron los cuatro Pampas que se ubicaron detrás de los anteriores. En forma seguida se realizó el lanzamiento desde el Mi-171 (H-95) de dos paracaidistas del Equipo Militar de Paracaidistas Representativo de la Fuerza Aérea Argentina (EMPARFAA) con dos banderas de grandes dimensiones, una con la enseña nacional y la otra del Centenario de la Aviación Militar. Seguidamente despegó el AZ-11 Pampero (LV-X497) para realizar una demostración en vuelo.

Finalmente algunos de los invitados pudieron asistir al vino de honor que tuvo lugar dentro de los hangares del Museo Nacional de Aeronáutica, allí fue presentado el IAI M-5 C-432 que recientemente fue restaurado como Dagger y recibió un esquema de pintura SEA con marcas de identificación amarillas como las que empleara durante el conflicto de Malvinas.